Advertisements

Elementos nocivos del aceite de palma… ¿Qué es lo que hay que saber?



Aceite de palma
Aceite de palma

Ante la polémica suscitada por el consumo del aceite de palma en la industria alimentaria, vamos a intentar, en este artículo, dar una visión lo más completa posible de su problemática.

Lo primero que hay que decir es que, desde un punto de vista estrictamente legal, el aceite de palma no está considerado tóxico ni venenoso.

Bajo este supuesto y poniendo el foco en que se trata de una producción muy barata, la palma se ha convertido en el principal fuente de aceite vegetal para la moderna industria alimentaria.

Lo encontraremos en multitud de productos procesados. Su bajo coste lo ha convertido en el sustituto de mantequillas y margarinas, mucho más caras, así como en un buen número de cosméticos y jabones.

¿Es malo el aceite de palma para la salud?

A pesar de su consumo a nivel mundial, lo cierto es que el aceite de palma si puede suponer un peligro para la salud. ¿la razón? Su alto contenido en grasas saturadas y su nulo valor nutricional.

Pero hay más. Su sistema de producción no es sostenible, es un peligro para el medio ambiente y supone la perpetuación, en los países productores, de profundas desigualdades sociales.

Principales factores negativos del Aceite de Palma

A modo de resumen te presentamos varios factores que se consideran perjudiciales para la salud, aunque serán los próximos estudios científicos los que, sin duda aporten mayores datos sobre su influencia en enfermedades derivadas de su consumo.

  • Alta cantidad de grasa saturada en su composición química. Lo que influye en todas las enfermedades relacionadas con el sobrepeso: la diabetes, el colesterol o la retención de líquidos.
  • Nulo valor nutricional. Es un aceite que no contiene vitaminas, ni minerales. No hay presencia de proteínas, ni de azúcares. Tampoco tiene fibra
  • Se asocia con agentes cancerígenos que propician el desarrollo de la metástasis
  • Influye negativamente en la salud cardiovascular y aumenta nuestro índice de grasa en sangre

También te puede interesar: Las grasas trans según la European Food Safety Authority

Recomendaciones para evitar los efectos negativos del aceite de palma

  • Es una buena costumbre pero, además, un acto casi obligatorio: leer el etiquetado de los productos que compremos. Existe la obligación de identificar de forma individual al aceite de palma, pero aún así se recomienda desconfiar de frases ambiguas tales como “elaborado con aceite/s vegetal/es”.
  • En lo posible evitar su consumo. En cambio, incorporar a nuestra dieta alimentos naturales y aumentar el consumo de frutas y verduras.
  • Estimular el sistema cardiovascular con rutinas diarias de ejercicio.
  • Controlar el sobrepeso. Conocer tu Índice de Masa Corporal con una sencilla calculadora puede ayudarte a determinar tus excesos y carencias en función de tu sexo, peso, edad y estatura.

Usos del Aceite de Palma  

A pesar de la mala prensa que tienen las grasas hidrogenadas, el aceite de palma se ha presentado como la “alternativa saludable”.

Su bajo precio unido a su versatilidad de usos le han otorgado un puesto principal en la elaboración de multitud de productos de consumo doméstico.

Veamos algunos:

  • Margarinas y cremas alimentarias. Su grasa aporta una textura “untable” muy apropiada para estos productos.
  • Bollería industrial, ya que se emplea como un sustitutivo barato de la mantequilla.
  • Alimentos precocinados. Especialmente aquellos en que la posterior elaboración implica el uso de calor (pizzas precocinadas, p.ej.). Eso se debe a que estas grasas untuosas aportan una presentación “fresca” y una apariencia muy apetitosa.
  • Alimentos fritos industrialmente. El aceite de palma permite una mayor reutilización que otros aceites vegetales ya que tarda más en volverse rancio.
  • Uso cosmético. Su presencia en productos de higiene es enorme. Casi por los mismos motivos que en la industria de la alimentación. Otorga texturas suaves y untuosas a todo tipo de cremas para el cuerpo. Además es un ingrediente cada vez más común en los jabones, en los que ha venido a sustituir a los aceites utilizados tradicionalmente.

También te puede interesar: ¡Vigila con la acrilamida!

El aceite de palma y el medio ambiente

Los mayores centros de extracción del aceite de palma se encuentran en el sudeste asiático, especialmente en Malasia e Indonesia.

Se trata de países con un entorno socioeconómico tercermundista. Lo que unido a  una legislación laxa en cuestiones medioambientales y la aplicación de políticas poco sensibles, (cuando no abiertamente “depredadoras”)del entorno vegetal, han facilitado la entrada de grandes multinacionales (occidentales, mayormente) sin ningún criterio de sostenibilidad o respeto ecológico.

También te puede interesar: Vivir rodeado de naturaleza nos alarga la vida

Los principales problemas que se encuentran en la producción del aceite de palma son los derivados de la deforestación salvaje del bosque tropical. Sobretodo en aras del monocultivo de la palma. Esto provoca la desaparición de enormes masas boscosas autóctonas y la eliminación de la fauna y la flora asociada a ellas

El impacto social del aceite de palma

La implantación de este monocultivo en zonas geográficas pobres se asocia a un trato abusivo hacia las poblaciones autóctonas. Lo que se traduce en la eliminación de sus derechos sobre las tierras.

Para saber más os dejo este vídeo del programa Equipo de Investigación en el que Gloria Serra indaga sobre este polémico aceite.


Equipo de Investigación: El aceite de palma 12… por unoqopina

Advertisements


Acerca de Lihi Carethy 150 Articles
Licenciada en Farmacia por la Universidad de Barcelona (UB) y una gran apasionada de la fitoterapia y la salud. Para cualquier duda podéis escribir a monfarma90@gmail.com e intentaré responder lo antes posible.
A %d blogueros les gusta esto: